LAS AUTORIDADES DE SALUD DEL MUNDO, A TRAVÉS DE LA ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD (OMS), HACEN UN LLAMADO A LOS PACIENTES CON ENFERMEDADES NO TRANSMISIBLES (ENT) PARA QUE CONTINÚEN CON SUS TRATAMIENTOS.

DOCTORES PANAMEÑOS TAMBIÉN CONCUERDAN CON LA IMPORTANCIA DE REALIZARSE SUS CHEQUEOS MÉDICOS ANTE ESTA PANDEMIA PRODUCIDA POR EL COVID-19, QUE NOS HA HECHO CAMBIAR NUESTRO ESTILO DE VIDA Y HÁBITOS.

TODAVÍA FALTA PARA EL FIN DE LA PANDEMIA, Y CON LA PRESENCIA DE NUEVAS CEPAS DETECTADAS EN PANAMÁ, LOS EXPERTOS DE LA SALUD RECOMIENDAN NO BAJAR LA GUARDIA Y REDOBLAR LAS MEDIDAS DE BIOSEGURIDAD.


NO TODO ES CORONAVIRUS

ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

EXPERTOS DE LA SALUD RECOMIENDAN TOMAR MEDIDAS PREVENTIVAS ANTE ENFERMEDADES NO TRANSMISIBLES Y ACUDIR A LOS CENTROS HOSPITALARIOS PARA REALIZARSE SUS CONTROLES MÉDICOS Y, DE ESTA FORMA, EVITAR COMPLICACIONES ANTE UNA INFECCIÓN POR COVID-19.

Antes de que llegara la pandemia por COVID-19, el mundo estaba lejos de alcanzar muchas de las metas de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas, que incluye la reducción de la mortalidad prematura por enfermedades no transmisibles (ENT), según el informe “Hacer frente a las enfermedades no transmisibles durante la pandemia de COVID-19 y después de ella”, publicado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), 2020.

De acuerdo con la publicación, en la mayoría de los entornos, el coronavirus interactúa con estas enfermedades, sumado a las desigualdades existentes.

Esto lo han denominado como “la tormenta perfecta de muerte” y sufrimiento evitable, lo que ha contribuido a saturar los sistemas de salud y a que se produzcan una contracción económica y considerables retrocesos en la esfera del desarrollo sostenible. Esto ha afectado especialmente a las personas que ya son vulnerables. De hecho, la OMS destaca que casi una cuarta parte (el 22%) de la población mundial padece una enfermedad preexistente que los hace más vulnerables al COVID-19.

Actualmente, en la mayor parte de los países, las ENT son las principales causas de muerte, enfermedad y discapacidad y provocan 41 millones de fallecimientos anuales, lo que representa el 71% de las defunciones en todo el mundo, incluidos los 15 millones de personas de 30 a 69 años que fallecen prematuramente a causa de enfermedades cardiovasculares, la diabetes, el cáncer o enfermedades respiratorias crónicas.ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

RECOMENDACIONES

El Dr. Daniel Pichel, Médico Cardiólogo del Hospital Paitilla, advirtió recientemente la importancia de retomar las citas de control de cardiología en medio del temor al contagio de COVID-19.

También explicó los daños y complicaciones que provoca el coronavirus al corazón, “haciendo vulnerables a los pacientes cardíacos en medio de la pandemia”.

El galeno aseguró que las enfermedades cardiovasculares y derrames siguen siendo la principal causa de muerte.

“Aun en medio de la pandemia de COVID-19, hay más muertes por enfermedades cardiovasculares y derrames que por COVID-19”.

“Las personas en sus casas están asustadas por la cantidad de muertes por este virus. Como consecuencia, han descuidado sus citas de control de enfermedades crónicas por miedo al contagio. Olvidan que también las enfermedades crónicas son mortales, que continúan afectando el cuerpo, y si dejan de asistir a sus citas, esto rebotará en unos meses o años”.

Por ejemplo, explica el caso de un paciente cardiaco que requería un seguimiento cada dos o tres meses, para revisión de insuficiencia cardiaca o una condición severa potencialmente mortal, y no acudió a sus controles, lo más seguro es que presente complicaciones pronto. En el caso de un paciente hipertenso que no asistió a su control de presión y necesitaba un cambio en sus medicamentos, no se le realizaron por no asistir a su control.

“El miedo al COVID-19 ha provocado un descuido en los controles médicos y las consecuencias serán grandes en la población. Dentro de unos años, tendremos enfermedades crónicas en etapas más avanzadas porque dejamos que progresaran sin control o porque las detectamos tarde”, aseveró el médico.

PREVENCIÓN DEL CÁNCER

Para garantizar los tratamientos oncológicos en este tiempo, el Hospital Paitilla reforzó y aplicó protocolos específicos de seguridad para mantener toda la actividad que requerían las revisiones, sesiones de tratamiento e intervenciones quirúrgicas.

Hay muchos pacientes que no han acudido a practicarse los exámenes de diagnóstico temprano (mamografías, ultrasonidos, CAT, exámenes de laboratorio, biopsias, etc.) a causa del temor a asistir a un centro hospitalario durante la pandemia.

“Este fenómeno repercutirá en el 2021 con un alza estimada en la proyección de casos oncológicos y mayor cantidad de casos en estado avanzado por falta de una detección o tratamiento a tiempo”, indicó el Dr. Rafael Araúz, Radiooncólogo y Coordinador del Centro Oncológico Paitilla.

El médico explica que la estadística de cáncer en Panamá incluye principalmente el cáncer de mama, próstata, pulmón, recto y piel.

“Al menos un 60% de los tumores requieren de un tratamiento de radioterapia radical o posoperatorio, y no podemos olvidar aquellos casos paliativos como dolores óseos o metástasis cerebrales”.

Varias especialidades convergen en el grupo de tratantes de esta especialidad, como la oncología médica, oncología pediátrica, oncólogo radioterapeuta (radiooncólogo), enfermería oncológica, físico médico y tecnólogo en radioterapia e imágenes, afirma el doctor Araúz.

Lo cierto es que ya llegó la vacuna, y el personal médico está inmunizado, por lo que las personas no deben temer asistir a sus controles médicos, o tendremos una pandemia de enfermedades no transmisibles.


TELESALUD, ALTERNATIVA PARA PREVENIR

UNA COMISIÓN INTERINSTITUCIONAL, CONFORMADA POR EL MINISTERIO DE SALUD (MINSA), LA CAJA DE SEGURO SOCIAL (CSS) Y LA AUTORIDAD NACIONAL PARA LA INNOVACIÓN GUBERNAMENTAL (AIG), SERÁ LA AUTORIDAD COMPETENTE PARA LA IMPLEMENTACIÓN DEL SISTEMA DE TELEMEDICINA EN LA REPÚBLICA DE PANAMÁ.

ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

Era cuestión de meses para que los doctores comenzaran a ofrecer sus servicios por vía virtual, otra de las enseñanzas que nos ha dejado la pandemia. Varios doctores que ejercen la medicina privada comenzaron a atender a sus pacientes por teleconsultas. Sin embargo, los usuarios del sistema público no tuvieron la misma suerte.

El pasado mes de marzo, se creó una ley que da origen al Sistema de Telesalud en Panamá, que tiene como propósito “coadyuvar al descongestionamiento de hospitales utilizando la modalidad médico-paciente, mediante el uso de tecnología de la información y las comunicaciones (TIC)”. Esta ley surge de la coyuntura que se ha vivido en el mundo, producto de la pandemia generada por el coronavirus, que ha puesto de manifiesto lo necesario que es incluir la tecnología en el sector salud como un método efectivo para descongestionar hospitales, realizar diagnósticos iniciales con mayor celeridad y monitorear pacientes de manera remota.

Al respecto, el Ministro de Salud, Luis Sucre, indicó que con esta nueva ley ratifica su compromiso de ir avanzando en mejorar la calidad de vida de los panameños. “En estos momentos, el COVID-19 nos obliga a usar la tecnología y es el momento de evolucionar”, dijo el Ministro al tiempo que adelantó que ya funciona un plan piloto en las instalaciones de salud para implementar el sistema de telesalud”.

IMPLICACIONES

La ley señala que Gobierno Central, mediante las entidades que estime conveniente, capacitará a todo el personal de salud en el uso de las tecnologías necesarias para implementar las disposiciones de la presente ley.

Las capacitaciones serán de carácter obligatorio para todos los funcionarios públicos que laboren en el sector salud y en caso de no cumplir con las mismas, serán sancionados administrativamente por las respectivas instituciones en las que laboren.

Dentro de esta nueva modalidad, se crea además el Sistema de Telemedicina, como componente de la telesalud, cuyo objetivo es facilitar el acceso y mejorar la calidad y eficiencia de los servicios de salud en cualquiera de sus fases: promoción, prevención, diagnóstico, tratamiento, rehabilitación, prevención y paliación en los servicios que determine habilitar dicha modalidad y categoría, siempre y cuando cumpla con la normativa que regula la materia.

El sistema Integral de Salud Digital será utilizado en los servicios médicos que brinda el sector público, sin embargo, en caso de que entidades privadas deseen tener acceso a utilizar dicho sistema, pactarán con el Gobierno Nacional el precio que este estime conveniente por permitirles utilizarlo.


ALIMENTACIÓN Y CONDUCTA EN PANDEMIA

DIVERSOS CIENTÍFICOS REALIZARON UN ESTUDIO SOBRE LA ALIMENTACIÓN Y LA CONDUCTA RELACIONADA CON LA SALUD DURANTE LA PANDEMIA POR COVID-19 EN PANAMÁ, ENTRE ELLOS: CELESTINA DELGADO, DR. JON SUBINAS, DR. AMADOR GOODRIDGE, MARITZA RÍOS, LA DRA. IDALINA CUBILLA Y ÉLIECER TORRES.

ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

Unos 1561 participantes, entre nacionales y residentes extranjeros de diversas edades, participaron en un estudio: “Evaluación de las conductas relacionadas a salud y alimentación en adultos panameños y residentes durante la pandemia por el COVID-19 en la República de Panamá”, realizado por científicos locales e internacionales y contó con la aprobación del Comité Nacional de Bioética de la Investigación, y fue llevado a cabo entre julio y octubre de 2020.

Su objetivo principal fue “evaluar las conductas de salud y alimentación durante el confinamiento por la pandemia de COVID-19 durante la primera ola el año pasado”, dijo Maritza Ríos, Nutricionista Dietista, investigadora adjunta del Centro de Investigaciones Médicas Pacífica Salud y docente de la Universidad Americana (UAM).

RESULTADOS

La muestra indicó que, durante la primera ola de la pandemia del COVID-19, el consumo de alimento entre los adultos panameños y residentes encuestados varió entre un 40% y 80%, dependiendo del tipo de alimento.

Por otro lado, el análisis mostró que cerca del 80% de los participantes de 50 años o más procuró elegir alimentos saludables y naturales al momento de su compra. A la vez, reflejó que esta población constituye el perfil que manifestó haber consumido más fruta. Seis de cada 10 personas de 50 años o más y siete de cada 10 jubilados han mantenido su alimentación durante la pandemia.

Así mismo, se reportó que se ha producido un deterioro de los estados emocionales. Un 52% de las participantes mujeres expresaron experimentar ansiedad, mientras que porcentajes similares de hombres y mujeres (65% y 66%) manifestaron sentir preocupación.

Las personas con ansiedad son las que reflejaron en mayor proporción, haber incrementado el consumo de productos azucarados, comida rápida y alcohol. Un 66% de la población reportó sedentarismo y el 50% de los encuestados respondió que dormía entre siete a nueve horas diarias.

“Estos resultados sugieren que las medidas de cuarentena total y restricción de movilidad por la pandemia COVID-19 afectó algunas conductas de alimentación y de salud de los panameños, así como han reportado otros estudios en diversos países. Además, estos hallazgos pueden apoyar la toma de decisiones al momento de priorizar recursos a las estrategias que sean de mayor impacto para la salud pública en el país, sobre todo en situaciones críticas como pandemia COVID-19”, explicó Ríos.


VACUNAS Y VARIANTES

EL DOCTOR JUAN M. PASCALE, DIRECTOR DEL INSTITUTO CONMEMORATIVO GORGAS DE ESTUDIOS DE LA SALUD, EXPLICA QUE, A PESAR DE LA CANTIDAD DE CEPAS QUE CIRCULAN EN PANAMÁ, LA VACUNACIÓN ES LA MEJOR OPCIÓN PARA SALIR DE LA PANDEMIA

ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

El SARS-CoV-2 ha mutado desde que fue descubierto. La primera mutación o variante significativa del virus se describió como “D614G”, a fines de enero, principios de febrero, del año pasado. Esta sustituyó rápidamente a la cepa original, la que se cree que causó el brote de fines de 2019 en Wuhan, y se convirtió en la cepa dominante, extendiéndose a nivel mundial.

EN PANAMÁ

El doctor Dr. Juan M. Pascale, Director del Instituto Conmemorativo Gorgas de Estudios de la Salud, afirma que en el país circula la variante local predominante la A.2.5.1.

Además, se han detectado otras variantes, como sudafricana B.1.351, brasileña (P.1 y P.2), inglesa B.1.1.7, la californiana B.1.427/B.1.429 y B.1.526, procedente de Nueva York.

Todos estos casos están asociados a personas que han viajado.

La variante sudafricana, que es la que más preocupa a la comunidad científica por su alta transmisibilidad, fue identificada en un viajero a principios de año, que fue aislado, cumplió su cuarentena y se pudo controlar a tiempo para evitar una transmisión comunitaria.

Sin embargo, las variantes P1 y P2, originarias de Brasil, también tienen en vigilia a los médicos. “La preocupación de esta variante P1 radica en que es más transmisible de 20% a 40%, además tiene una mutación que permite esconderse del sistema inmune, y es menos eficiente para controlar. Esto sugiere que la transmisión ya está en la comunidad, pero no es la mayoritaria”. Es un bajo porcentaje. Hemos encontrado la P2, tres casos asociados a viajes, probablemente personas que estuvieron en Brasil o Sudamérica”.

VACUNACIÓN

Pascale aconseja vacunarse con confianza, en especial con las marcas de los Pfizer y AstraZeneca, que “protege contra las variantes que circulan en Panamá”. A su criterio, todas las vacunas tienen la capacidad de protección de 100%, en cuanto a hospitalización, enfermedad grave y muerte. “Si te reinfectas de COVID-19, te dará un cuadro leve, y al final lo más importante es que no tengas que hospitalizarte ni que te ingresen en cuidados intensivos, o en el peor de los casos fallecer”.

El efecto de las vacunas se produce como una respuesta inmune inducida por la inoculación, “lo que es superior a la respuesta inmune naturalmente, ya que las vacunas dan respuestas más poderosas que las infecciones naturales, que dan anticuerpos no tan altos. La vacunación es importante si queremos salir de esta pandemia”.


25 AÑOS REJUVENECIENDO SIN CIRUGÍA

EL BOTOX VA MÁS ALLÁ DEL CAMPO DE LA DERMOESTÉTICA, LA BÚSQUEDA INCESANTE DE ESTE PROCEDIMIENTO INSPIRÓ A MÉDICOS ESTUDIOSOS A DESARROLLAR NUEVAS TÉCNICAS DE APLICACIÓN Y DIVERSOS CAMPOS DE LA MEDICINA, COMO EN ORTOPEDIA, NEUROLOGÍA, GASTROENTEROLOGÍA Y ODONTOLOGÍA.ESPECIALES  | ESPECIAL SALUD

Estudiando un capítulo de rejuvenecimiento cutáneo me llamó poderosamente la atención que un “veneno” de una bacteria podía alisar las arrugas. Corría el año de 1993 y eran pocos los artículos que se dedicaban a exponer sobre la aplicación de esta sustancia con fines cosméticos; sin embargo, era muy investigada en los laboratorios por su aplicación en trastornos oculares.

La toxina botulínica se obtiene del Clostridium botulinum, bacteria anaeróbica y que fue inicialmente comercializada por la empresa Allergan, con el nombre de Botox. Dicha compañía se dedicaba a fabricar productos oftalmológicos. Primero, me contacté con ellos en Estados Unidos y luego de una larga espera, recibí su aprobación para recibir el entrenamiento en la ciudad de México por los mismos doctores Jean y Alasteir Carruthers, autores de la revolucionara técnica del Botox.

Después de este magno acontecimiento de rejuvenecer a través de un procedimiento sencillo y seguro, surgieron muchas toxinas en el mercado, todas de diferentes laboratorios y con la misma finalidad de embellecer.

En 1996, al dar a conocer y abrir la puerta a esta técnica novedosa, completamente desconocida en nuestro país, tuve muchos retos.

¿Cómo podría hablar de un “veneno” que quita o alisa las arrugas? ¿Podrían confiar en mí del todo?

Confiada en mi capacidad y que los resultados vistos eran realmente asombrosos, no me detuve. Procedí a educar y demostrar las bondades de la técnica, la cual fue todo un éxito.

Conceptos de anatomía, fisionomía facial y la determinación de hacer bien las cosas fueron determinantes.

Por ser de reciente aplicación en esa década, teníamos pacientes de diferentes países que acudían a nuestro consultorio para su aplicación.

Aquel rostro de aspecto serio, gruñón y de preocupación fue el primero en beneficiarse y transformarse en un rostro relajado, joven y tranquilo.

¿Qué decir de las “patas de gallina” alrededor de los ojos? Botox, y su desaparición era casi mágica.

La búsqueda incesante de este procedimiento creció a millonarias cantidades, lo que inspiró a médicos estudiosos a desarrollar nuevas técnicas de aplicación: cuello, pecho, nariz, frente; etc.

En iguales condiciones ha sucedido con la utilización de esta toxina en diferentes campos de la medicina. Ortopedia, neurología, gastroenterología, odontología son algunos ejemplos.

La mujer panameña incluye este tratamiento en su rutina de rejuvenecer, y es como una campana que llama al perderse el efecto de la toxina. Múltiples punzadas con ese “elixir” por la belleza transforman el rostro en un ser más joven.

Cuidamos de que este producto en nuestras manos sea bien utilizado, con técnicas seguras y apegadas a los recientes avances de la ciencia.

En este cuarto de siglo que llevamos trabajando y construyendo experiencias con la toxina botulínica, nos sentimos completamente realizadas y en la espera de nuevas aplicaciones. Sonrisas, gratitud, alegría, elevación de la autoestima y proyección positiva de quienes frecuentemente se tratan con Botox.