Compartir
PASARELA  | Osadas en Cannes 16PASARELA  | Osadas en Cannes 16PASARELA  | Osadas en Cannes 16PASARELA  | Osadas en Cannes 16PASARELA  | Osadas en Cannes 16PASARELA  | Osadas en Cannes 16
Osadas en Cannes 16
Rate this post

Son varios días en que cada artista invitada visten más de una creación de diseñador, donde son observadas desde sus peinados hasta sus calzados, y qué decir de su vestido o conjunto. Pero hay damas que engalanaron la Red Carpet de Cannes 2016, con una destreza envidiable en Hollywood. Una de sus principales figuras por su exquisito atino y belleza exótica, es la reina de Bollywood, Ashrwayra Rai, quien además de ponerse un traje con estola a juego dorado, traje verde aqua con transparencias, y un traje florar con corte sirena y acampanado a los lados y en su parte trasera, el cual desfiló con un color orquídea radiante en sus labios… Logró impactar con su traje turquesa con muchas vueltas de la cintura hasta la parte baja de la cadera, con el cual trajo ese garbo que damas como Jackie O, Elizabeth Taylor, Marilyn Monroe, no oscilaban llevar. Este vestido muy estructurado se lo puso para acompañar la campaña Loreal donde sale con un vestido lleno de colores, como de colores está lleno la cultura de su amado país India.

Una que le sigue los pasos, incluso lució un vestido azul tan similar a este, razón por la cual la catalogan como fan – seguidora e imitadora de Rai, fue la actriz Sonam Kapoor, que logró con un vestido blanco asimétrico con capa trasera, mangas largas con hombros al descubierto y choker a juego, de la firma Ralph & Russo. Con este modelo brilló con luz propia, por su originalidad y acertada apuesta, que con el similar al que portó la ex Miss Mundo 1994.

Y un color que hizo estragos por lo renovado de sus diseños para este año en esta fiesta, fue el negro. Entre los que más impactaron está el de transparencia ceñida al cuerpo que vistió la modelo Kendall Jenner, con un Roberto Cavalli con cintas curvas negras bordeadas con dorado. Otro llamativo y arriesgado fue el de la ganadora del Oscar Julianne Moore, quien escogió un Givenchy Couture con dos figuras de cobra sobre sus pechos. Pero la ganadora en este color fue la modelo Irina Shayk, quien vistió un traje corte sirena muy sobrio adelante, pero con un escote de vértigo con detalles de pedrería y plumas en la cola de Miu Miu.