El café Geisha es una de las variedades más exclusivas de este producto en el mundo, cosechado en las tierras altas de la provincia de Chiriquí. En este momento, la oportunidad está enfocada para que los productores continúen realizando sus esfuerzos en cultivar su mejor producto debido a su éxito a nivel internacional.

Detrás del delicioso aroma de una calentita taza de café por la mañana, está el trabajo de cientos de manos que cosecharon grano a grano esta increíble y energizante bebida, que se cree fue descubierta por los ancestros etíopes, antes del siglo XVII. Posteriormente, llegó a Egipto y Yemen para expandirse por el resto del Medio Oriente, Persia, Turquía y África del Norte.

De hecho, era una de las bebidas favoritas de la sultana Hurrem, esposa del sultán Suleimán el Magnífico, quien incluso lo tomaba a escondidas. Luego, se extendió a Italia y el resto de Europa hasta Indonesia y el continente americano.

 

MOMENTO DE DESPEGUE
Tras un arduo y consistente trabajo de los productores de cafés especiales han logrado, desde hace ya más de una década, posicionarse a nivel mundial como uno de los más finos, logrando situarse entre los primeros lugares de los ranking internacionales, así como en las catas que anualmente se llevan a cabo para clasificar los resultados de las cosechas.

Néstor González, Viceministro de Comercio Exterior, explica que este auge es el resultado principalmente del trabajo de los caficultores especiales en las tierras altas de Chiriquí, “que se enfocaron en perfeccionar la calidad del grano, su cultivo y tueste, aunado a un mercadeo asertivo, enfocado en nichos de mercado especializados, que prioriza en la alta calidad del producto, indistintamente de su alto valor/costo o limitado volumen”. 

De acuerdo al encargado de la cartera comercial, “es un esfuerzo coordinado entre sector público y privado, en que trabajamos en consolidar los mercados en que ya se tiene presencia y simultáneamente en la apertura de otras oportunidades”.

González señala que de tratarse de rubros de alta gama, la calidad es una cualidad que no puede decaer, “lo que nos obliga a mantener una consistencia, pero a la vez ser todavía más osados e intentar ganar espacios que actualmente ocupan productos (cafés especiales) de otras partes del mundo”.

ESPECIALES  | PANAMÁ, CAFÉ PARA EL MUNDOEl 2017 se iniciaron las gestiones para la adquisición de los equipos necesario para el tostado, molido y empacado de café en la cuenca del Canal.

 

CALIDAD DE PRODUCTO
La subasta electrónica de The Best Of Panama (BoP) es una plataforma que sirve a los productores panameños interesados en la especialización de cafés de alta calidad. Los caficultores pueden lograrlo, a través de la innovación y el ejercicio de cata a ciegas para descubrir y validar la calidad óptima.

Esta actividad está 100% diseñada y organizada por la Asociación de Cafés Especiales de Panamá, sin fines de lucro. Este organismo se estableció en 1996, durante una crisis internacional de precios, al momento que el producto empezaba a ser reconocido como una categoría distinta. 

Por esta razón, siete empresarios chiricanos dedicados a la industria cafetera, se unieron para promocionarlo. Actualmente cuenta con más de 50 miembros.

El año pasado, 38 lotes de café especial con las más altas puntuaciones obtenidas en una jornada de catas efectuadas por jueces internacionales, el Geisha de Cañas Verdes Natural de Finca Esmeralda, rompió el récord con 601 dólares la libra. Este año, dos clases de Geisha de Lamastus Family Estates obtuvieron el primer lugar en sus categorías, que se subastaron, siendo el Elida Geisha Green-Tip Natural a 803 dólares la libra, y el Elida Geisha Green-Tip Lavado a 661 dólares la libra, respectivamente.

“Panamá demuestra que como país de manera colectiva tiene el mejor café del mundo, sin duda alguna y envía un mensaje claro, de que producimos café de altísima calidad y potencial”, afirma Wildord Lamastus Jr., encargado de mercadeo y marca de Lamastus Family Estates, quien también es propietario de Bajareque Coffee House & Roastery.ESPECIALES  | PANAMÁ, CAFÉ PARA EL MUNDOWilford Lamastus Jr. y Wilford Lamastus cuentan con 94.66 puntos en cata internacional The Best Of Panama 2018.

 

Los Lamastus tienen 100 años produciendo café, aunque no fue hasta la década de 1990 que Wilford Lamastus, padre, continuó el legado junto a su abuelo, convirtiéndose en presidente de la empresa. “Cada generación innovó en su forma y aportaron al negocio a su época”, explica Lamastus Jr.

A su criterio, producir el grano en Panamá por cantidad es insostenible, por lo que fue su padre quien hizo la movida más importante, al convertir el negocio familiar de producción de café “por calidad y no por cantidad”. Su padre también fue uno de los principales en impulsar la Asociación de Cafés Especiales, en esa década.

EL ARTE DEL CAFÉ
Ubicada en la provincia de Chiriquí, se encuentra Finca Lérida en Boquete, que ofrece a locales y visitantes un café de altura, producido en esta plantación, posicionado en el mercado con el más alto de los estándares de calidad. Los tipos que ofrecen son: Catuaí, Typica, Pacamara amarillo y rojo, Geisha, Bourbon amarillo y anaranjado y SL-28 de Kenia.

Finca Lérida exporta a mercados de América, Europa, Asia, siendo el mayor de sus mercados Japón, Taiwán, China, Malasia, Corea del Sur, Singapur y Dubai, explica María Antonella Amoruso, propietaria de Finca Lérida.

“El café de Panamá ha ganado los más altos récords de precio y calidad en el mundo entero. Actualmente el nivel de aceptación en el mercado es elevado, posición que hemos logrado con trabajo y esfuerzo los productores del
país”, añade.

Amoruso destacó que continuarán con la producción de café especial, en múltiples variedades para hacer microlotes que se vendan solo en tiendas de productos gourmet, restaurantes de alto prestigio y los mejores coffee shops. “Queremos resaltar que el café de Altura de Boquete es único y se compara al mercado de los mejores vinos”. 

En el caso de Finca Lérida, a corto plazo, en el sector cafetalero de Panamá, los planes son ampliar la cobertura de venta del grano tostado a lo largo del país, ofreciendo al consumidor panameño un café de excelente calidad, además de incrementar la venta en los sitios turísticos promoviendo que los visitantes lo lleven como souvenir.

ESPECIALES  | PANAMÁ, CAFÉ PARA EL MUNDOFinca Lérida ampliará la cobertura de venta de café tostado a lo largo del país.

 

A NIVEL ECONÓMICO
Aunque cada año la demanda del Geisha panameño crece, especialmente en Asia, es necesario seguir trabajando en conjunto, según explica Lamastus. “De esta forma, habrá una marca país gracias a nuestros mejores cafés ; de manera, que se podrá expandir más fácil en los mercados y crear demanda, ya que en los próximos años la producción de café Geisha seguirá creciendo el doble o más”, añade.

En el estudio denominado “Impacto económico de la industria del café en Panamá’, elaborado por la consultora Indesa, con el fin de determinar el impacto económico del cultivo y el procesamiento en la economía panameña, revela que en 2015 la industria del café aportó $212.2 millones o 0.4% al Producto Interno Bruto (PIB) del país.

El material detalla que la integración de toda la cadena productiva del grano tiene gran potencial para dinamizar la economía, a pesar de la baja producción. De 2012 a 2017, las importaciones y exportaciones en grano cayeron 10%, mientras que del tostado crecieron 5%. 

Las perspectivas de los exportadores de café tostado, al generar un mayor valor agregado al grano, son más positivas que las de los exportadores de café sin tostar, dado que las tasas de crecimiento de las exportaciones y los precios por tonelada son superiores.

 

INCREMENTO DE VISITANTES Y CONSUMO
A través de la Dirección de Exportaciones se llevan a cabo actividades que van dirigidas a acercar nuestra oferta exportadora con los mercados potenciales, ya sea a través de la participación en eventos feriales en el exterior, ruedas de negocios y programas con otras organizaciones públicas, privadas, nacionales e internacionales, como el programa Panamá Exporta, dirigido a fomentar la cultura exportadora basándose en la alta calidad.

El Ministerio de Comercio e Industrias en su plan anual de ferias contempla tres eventos por sector, incluyendo al rubro del café, con participación de productores panameños en Hotelex en Shanghái, China; Specialty Coffee Association of America SCAA en Seattle, EUA y Specialty Coffee Association of Japan (SCAJ) en Tokio, Japón.

Varios productores se han sumado a la ruta del café en Chiriquí, como forma de promocionar su producto y sumar una atracción para visitantes. En Finca Lérida se adiestra, además, en la preparación correcta de una taza de café, conociendo los factores de temperatura del agua, tiempo, tostado y molido, utilizando diversos métodos: cafetera, french press, colado y de olla.

“Este tour acrecienta de manera divertida y educativa la cultura cafetera, y en adelante, el participante gozará mucho más del legendario aromático”, afirma María Antonella Amoruso. 

En la provincia de Chiriquí se han implementado varias opciones para los turistas, como el Circuito del Café, por un convenio firmado por la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP), el Ministerio de Ambiente (MiAmbiente) y el Centro de Competitividad de la Región Occidental (CeComRo).

Como primer paso, se inauguró el primer Centro de Exploración del Café, a un monto de 107 mil dólares, como una muestra de la profunda relación entre la gente de Boquete y Tierras Altas y el producto en cuatro temas: naturaleza, historia, ruta y ciencia del café.

El centro, ubicado en Boquete, cuenta con murales informativos, artefactos, pantallas con videos y sonidos ambientales, en un espacio que invita a la exploración e interacción de su contenido.ESPECIALES  | PANAMÁ, CAFÉ PARA EL MUNDO