Compartir
MODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJOMODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJOMODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJOMODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJOMODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJOMODA  | MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJO
MITOS Y VERDADES SOBRE EL LABIAL ROJO
Rate this post

El rojo definitivamente sigue siendo un aliado clave en el kit de maquillaje de las mujeres latinoamericanas. Es capaz de darle un giro completo al look y de agregarle sofisticación a cualquier situación.

Sobre su uso, todavía, existen algunos preconceptos y mitos: “El rojo es solo para la noche”, “Solo va bien con un determinado tipo de piel” o “Jamás se puede combinar con un maquillaje fuerte en los ojos”. ¿Qué es cierto de todo esto?

“El labial rojo se puede usar tanto de día como de noche”

VERDAD: no hay que tener miedo a usarlo y atreverse. El labial rojo maquilla en cualquier situación, tanto para un look más casual como para una fiesta black tie, por ejemplo.

“Solo combina con determinados tipos de mujeres”

MITO: al contrario de lo que muchos piensan, el labial rojo queda bien en cualquier perfil de mujer y en todas las tonalidades de piel. La elección de tono y del tipo del producto -mate, líquido, gloss- debe hacerse en relación a la forma de la boca y no a su color de piel.

“Determinados tonos de rojo pueden combinar más con mi piel”

VERDAD: hay tonos de rojo más indicados para cada tipo de piel. Por ejemplo, las pieles rosadas se adaptan mejor a los rojos vibrantes, mientras que las morenas o bronceadas combinan perfectamente con los rojos anaranjados. Y los rojos más cerrados son indicados para las pieles negras.

“En el trabajo debo optar por lápices labiales con colores más suaves”

MITO: ¡Quien dijo que no se puede usar labial rojo en el trabajo se equivocó mucho! Se puede, claro. Si se prefiere, puede combinarlo con un maquillaje más neutro en los ojos.

“El rojo pide un maquillaje más discreto en los ojos”

MITO: eso de que el labial rojo pide siempre ojos más discretos quedó en el pasado. Unos ojos poderosos sumados a un labial rojo forman algo perfecto para una fiesta o una cena especial, por ejemplo.