Compartir
DESTINOS  | Paseando por Buenos AiresDESTINOS  | Paseando por Buenos AiresDESTINOS  | Paseando por Buenos AiresDESTINOS  | Paseando por Buenos AiresDESTINOS  | Paseando por Buenos AiresDESTINOS  | Paseando por Buenos Aires
Paseando por Buenos Aires
2 (40%) 3 votes

En uno de mis primeros viajes, tuve el agrado de recorrer las calles y avenidas de la capital de Argentina, Buenos Aires, Esta ciudad se encuentra ubicada sobre la orilla occidental del Río de la Plata, en la llanura pampeana.

Al llegar sentí el agradable clima que abraza esta capital inundada de monumentos y sitios históricos que muchas veces son el epicentro de revueltas y manifestaciones por partes de grupos sociales y políticos.DESTINOS  | Paseando por Buenos Aires

El Obelisco y la Plaza de la República en Buenos Aires son puntos de interés para los turistas y ciudadanos que viven en esta activa capital, considerada el principal núcleo urbano del país.  Llegar hasta El Obelisco es fácil, ya que está ubicado en el cruce de cuatro principales arterias de la ciudad y sus vías aledañas cuentan con tiendas departamentales, restaurantes y cafés; pero también puede que encuentre varias parejas muy bien ataviadas bailando tango.DESTINOS  | Paseando por Buenos Aires

Otros de los lugares que llama la atención es La Casa Rosada, sede del poder ejecutivo de Argentina y donde está el despacho del presidente de la nación. Esta fachada de color rosa sorprende y vale la pena tomarse una fotografía.DESTINOS  | Paseando por Buenos Aires

Si quiere conocer un poco sobre la historia de este país, necesita visitar el Museo Histórico Nacional del Cabildo y de la Revolución de Mayo. Y por supuesto, no deje de ir a El Caminito, un pintoresco lugar donde la cultura, arte y tradición de pintan de colores en las calles, avenidas y locales establecidos aquí desde hace muchos años.DESTINOS  | Paseando por Buenos Aires

Antes de irse de Buenos Aires tómese el tiempo de disfrutar un buen plato gastronómico de carne. En Puerto Madero, la vida nocturna es interesante y las vistas que obtendrá son divinas.

Visite Buenos Aires y déjese encantar por su belleza.