Pese a su aspecto entrañable, no se trata de un juguete; Robot Dog Astro posee una compleja red neuronal, que lo hace capaz de aprender comandos y salvar vidas en situaciones de peligro; en un futuro próximo también será capaz de distinguir rostros, humanos y cánidos.

El prototipo, inspirado en Doberman Pinscher, ha sido desarrollado por la Florida Atlantic University (FAU) y es un prodigio de la robótica. Su cabeza, impresa con tecnología 3D, contiene unidades de procesamiento de gráficos Nvidia Jetson TX2, que son lo más parecido a un cerebro.ESPECIALES  | Astro, el primer can con inteligencia artificial

Astro, quien fue presentado en días pasados por sus creadores, pesa 45 kilos y posee la capacidad de aprender de un proceso de ensayo y error y responde a comandos de voz como «sentarse», «pararse» o «acostarse». Todo esto es posible ya que viene equipado con cámara, micrófono direccional y radares, entre otros artilugios.

Pese a lo anterior, no es una adorable mascota cibernética. Cuando su desarrollo concluya, podrá detectar armas, ayudar a personas con discapacidad y explorar terrenos peligrosos, incluso en zonas de conflicto. Para que esto sea posible, se instalarán más sensores a su estructura «cerebral».

ESPECIALES  | Astro, el primer can con inteligencia artificial Aunque su nombre sea un tributo a un célebre personaje de caricaturas, los científicos del Laboratorio de Percepción de la Máquina y Robótica Cognitiva (MPCR) de la FAU, insisten en que su creación no es material de entretenimiento, sino un robot capaz de resistir choques, levantarse por sí mismo y movilizarse en terrenos difíciles.

Utilizando aprendizaje profundo y la inteligencia artificial, el MPCR espera incorporar pronto nuevas funciones a su creación para dotalo con la capacidad de responder a múltiples idiomas, detectar colores, interpretar señales humanas y trabajar en conjunto con drones.

«Astro está inspirado en el cerebro humano y cobró vida a través del aprendizaje automático y la inteligencia artificial, que ha demostrando ser un recurso invaluable para ayudar a resolver algunos de los problemas más complejos del mundo», detalló en un comunicado Ata Sarajedini, decano de la FAU.ESPECIALES  | Astro, el primer can con inteligencia artificial

Credito de foto: Alex Dolce, Florida Atlantic University